no te quemes la cabeza por un poco de placer


sábado, 30 de abril de 2011

Waiting for forever.

'Querida Emma. Esas dos palabras, "Querida Emma"; me transportan a otra época, cuando nos escribíamos después de que murieron mis padres. Yo te contaba de mis amigos nuevos y de mi vida nueva. Y tú me decías que mis padres se daban la gran vida en el cielo. La verdad no es nada. Lo que tú crees que es verdad lo es todo. Y lo que yo creía es que iba a estar contigo para siempre. Para siempre. Me he tardado tanto en escribirte porque veo que he sido un tonto. Me pasé la vida engañándome. Todas las cartas que te he escrito han sido de amor. ¿Cómo podrían haber sido otra cosa? Ahora veo que todas, salvo esta, fueron cartas de amor malas. Las cartas malas suplican amor. Las cartas buenas no piden nada. Es un placer anunciar que esta es mi primer carta de amor buena porque tú ya no tienes que hacer nada. Ya hiciste todo. Tengo suficiente de ti en la mente para toda la eternidad, así que, por favor, no te preocupes por mí. "Estoy de perlas". En verdad. Lo tengo todo. Si me concedieran un deseo, sería que la vida te brinde un poco de la felicidad que tu me has brindado y que sientas lo que es amar. Tu amigo eternamente, Will.'

(Películas de las mías, bien autodestructivas. De las que están ahí para mirar cuando te quedas sola un sábado de frío y lluvia. Una de esas que miras cuando odias al mundo, una de esas. Recontra recomendable, y sin mencionar que el protagonista es... sin palabras. Pasa directo a uno de los primeros puestos de la lista de amores de mi vida). Esperando para siempre (gracias autoestima, un suicidio psicológico, otro más).

martes, 26 de abril de 2011

Me alcanza con escucharlas reír para saber que valió la pena llegar hasta acá, gracias.

martes, 19 de abril de 2011

Adoro la calle en que nos vimos

La noche cuando nos conocimos

Adoro las cosas que me dices

Nuestros ratos felices, los adoro.

Adoro la forma en que sonríes

El modo en que a veces me ríes

Adoro la seda de tus manos

Los besos que nos damos, los adoro.

Y me muero por tenerte junto a mi, cerca muy cerca de mí, no separarme de ti.

domingo, 10 de abril de 2011

Hay razones para creer en un mundo mejor.



Sin palabras. Yo le pongo un diez. (un poco de buena tele entre la mediocridad de hoy, aplausos para Coca Cola).

yo no buscaba a nadie, y te vi.

- Y mira ahora donde estamos..

- ¿A donde estamos?

- Acá, así, juntos.

- Gracias.

(Conversaciones desinhibidas que quedan en la cabeza a la otra mañana).

sábado, 9 de abril de 2011

de puñales y miradas, yo extraño las que no lastiman


Y yo que no soy la misma que ayer parecía entretenerte a vos, cuando casi no importó. Y me quedarán los restos de una noche que creía eterna, pero ayer es sólo ayer y hoy yo quiero en sueños descansar.

Tenías que mirarlo, no verlo. Tenías que dejarlo pasar, y no esperar. Tenías que hablarle, no escucharlo. Tenías que notar su presencia, no buscarlo. Tenías que divertirte, y no sentir. No tenías que pensarlo. No tenías que nombrarlo, señalarlo, ni recordarlo. Tenías que besarlo, no quererlo.

(pero lo hiciste.. ¿y ahora agus?)

miércoles, 6 de abril de 2011

No he encontrado a nadie como vos.

No puedo vivir así, ven, vamos a volar. No veo diarios, ni televisión, no consumo basura, sólo amor. Tuyo, mío, de nadie más, ven, vamos a volar. Una y otra vez, me cuelgo para ver mirar pasar.

perderme en tus ojos



Que te conocí, te tuve un momento y te viví, que nos hicimos bien y luego tuvimos que partir. Que nunca supimos como llamar esto que nos hizo, que el piso se nos movió y todo quedó distinto.


Tengo que dejar de entrar a tu perfil. Tengo que dejar de entrar a tu perfil. Tengo que dejar de entrar a tu perfil. Tengo que dejar de entrar a tu perfil. Tengo que dejar de entrar a tu perfil. Tengo que dejar de entrar a tu perfil. Tengo que dejar de entrar a tu perfil. Tengo que dejar de entrar a tu perfil. Tengo que dejar de entrar a tu perfil. Tengo que dejar de entrar a tu perfil. Tengo que dejar de entrar a tu perfil. Tengo que dejar de entrar a tu perfil. Tengo que dejar de entrar a tu perfil. Tengo que dejar de entrar a tu perfil. Por el amor de dios, autocontrol.

domingo, 3 de abril de 2011

Te conocí un día de enero con la luna en mi nariz, y como vi que eras sincero en tus ojos me perdí, que torpe distracción, que dulce sensación.

Y te condena mi celoso corazon cuando le contas tu historia
nunca conocio la gloria en cuestiones del amor.
Y se que nunca se me va a olvidar tu voz, aunque pierda la memoria
con acercarse a la victoria se conforma un perdedor.
Y te tendre que dejar escapar, se que lo voy a lamentar
pero te digo amor que hay que saber cuando parar.